Sala de Exposiciones Fundación BBVA

sala_bbva_02

La Sala de Exposiciones y Sede Social de BBVA se ubica en el edificio de San Nicolás, un palacete de estilo neoclásico de aire francés, con el típico remate en mansarda de pizarra. Construido en el siglo XIX sobre planos del arquitecto parisino Eugéne Lavalle. Levantado sobre el solar de la que fue Posada de San Nicolás y algunas casas colindantes, su primera piedra fue puesta el 30 de marzo de 1865 en el ángulo del Arenal, y quedó abierto al público el 7 de enero de 1868, instalándose las dependencias del Banco en la parte correspondiente al patio pequeño, pues aunque la fachada se terminó, quedaban todavía incrustadas entre las calles Fueros y Ascao unas casas cuya superficie ocuparon después el patio grande y los servicios de Caja.

En 1881 hubo de ampliarse el edificio; ejecutándose las obras por administración hasta la línea de imposta, y el resto por contrata. El proyecto fue del arquitecto Sr. Epalza, que dirigió las obras, costando éstas 243.500 pesetas. Para ello se adquirieron las casas contiguas, en cuyos solares se construyeron las actuales cavas. Por exigencia municipal, se tuvo que abrir una calle medianera, a la que se dio el nombre de Banco de Bilbao.

Finalizando el siglo se acometió la ampliación definitiva, que dio al edificio su actual perímetro, limitado por las calles de Ascao, Fueros, Banco de Bilbao y la Plaza de San Nicolás. Se iniciaron las obras en el otoño de 1898, bajo la dirección de D. Severino de Achúcarro, y el siglo XX pudo contemplar desde sus inicios el edificio tal cual hoy lo vemos, con su coqueto salón de espejos para reuniones del Consejo y su decoración interior que conjuga la influencia neoclásica con el decorativismo finisecular de clara inspiración modernista e incluso algunos toques exóticos e ingleses. Todo ello en sus casi mil metros cuadrados de planta divididos en dos patios iluminados por sendos lucernarios de fantasía.

En el piso superior del Palacete se encuentran el espacio de oficinas y las salas de depósitos del Archivo Histórico BBVA , que ocupa una ala del edificio, quedando la otra ala para las dependencias de uso por los investigadores en las instalaciones de la Biblioteca, de la Hemeroteca y de la Sala de Investigación. Espacio abierto a la consulta al público previa cita concertada, donde puede consultarse periódicos, libros y documentación del Patrimonio Histórico Documental que custodia este servicio del Banco.

No hay comentarios

Comentar

info@euskalmuseoak.com